PLAN PILOTO BUSCA MEJORAR LA EFICIENCIA ENERGÉTICA EN ESCUELAS DE PADRE LAS CASAS

La iniciativa del programa “Educa Sostenible” de la Agencia de Sostenibilidad Energética, busca instruir a los equipos docentes y comunidades educativas sobre la eficiencia energética, cambio climático y sostenibilidad.

Identificar uso y confort de los espacios en forma eficiente y en beneficio de los estudiantes y la comunidad educativa de la Escuela Municipal Licanco de Padre Las Casas, fueron los objetivos de la inspección que realizaron profesionales del Programa “Educa Sostenible” de la Agencia de Sostenibilidad Económica del Ministerio de Energía.

La sostenibilidad tiene relación a que todas nuestras acciones presentes deben ser realizadas pensando en el futuro y sin duda, la educación nos permitirá preparamos para la vida, formando habilidades, actitudes y conocimientos que nos facilitarán los cambios que nuestra sociedad requiere, por lo tanto, esta actividad, la cual agradezco se desarrolle en nuestra Escuela Licanco, es fundamental, ya que podremos generar conciencia en nuestros niños y jóvenes sobre la importancia de cuidar nuestro planeta”, destacó Mario González, alcalde Padre Las Casas.

A su vez, la directora de la Escuela Licanco, Anita Painevilu, recordó que Educa Sostenible, es un programa del área educativa de la ONG y trabaja en un plan piloto con 20 escuelas municipalizadas de Temuco y Padre Las Casas, que tiene por finalidad llevar a las comunidades educativas, saberes de eficiencia energética, cambio climático y sostenibilidad y en este contexto, se realizó la inspección en la Escuela Licanco, que contempló una revisión del inmueble, sus horarios de funcionamiento, el uso de las instalaciones, los equipos eléctricos y el tipo de luminarias.

“Por ejemplo, esta es una escuela que está a orillas de la Ruta 5 Sur, en el cual el ruido del tráfico vehicular afecta el confort de quienes habitualmente la ocupan, o en el plano de la calefacción, no se pueden apagar las estufas a pellet, porque las personas pasarán frío, por lo tanto, hay que usar la energía de manera eficiente”, precisó Carolina Figueroa, facilitadora del Programa Educa Sostenible.

Tras la inspección, elaboramos un informe que se entrega al equipo directivo, en el cual se describen las mejoras que se podrían hacer y se entregan sugerencias, hacia la infraestructura y además hacia los hábitos que se deben potenciar, como apagar luces, desenchufar los equipos que no se estén utilizando, mantener la limpieza de las ventanas, apostar por colores claros en las salas de clases, idealmente blanco porque así se aprovecha más la energía”, detalló Figueroa.

 “Este plan piloto nos hizo replantearnos el ideario del establecimiento, tuvimos que hacer mejoras desde la misión, visión y competencias de la escuela donde agregamos la energía; replanteamos el perfil del estudiante con un enfoque hacia la conciencia y el respeto hacia la biodiversidad y por último, en el plano curricular, hemos ido incorporando prácticas energéticas con temas específicos de energía con nuestros estudiantes y el equipo”, finalizó Anita Painevilu, directora de la Escuela Licanco.